5 analogías con objetos cotidianos para presentar datos

  • Cristina 

Cuando tenemos que presentar datos, a veces es difícil hacernos a la idea de los tamaños que pueden tener ciertas cosas. O de la diferencia que hay entre un volumen y otro.

Siempre me han fascinado los vídeos que comparan el tamaño de megaestrellas con el nuestro…

… porque nos da una idea perfecta de cuál es nuestro sitio y nuestro tamaño en lo inmenso del universo.

En lo que a datos se refiere, quizá porque tenemos miedo de no resultar creíbles, tendemos a utilizar gráficos de barras, quesitos o similares, que, lejos de ayudarnos, lían aún más a nuestro público.

Si algo es 10 veces mayor que otro algo, podemos verlo gráficamente utilizando alguna analogía para que visualmente quede clara cuál es la diferencia. Así, si recurrimos a objetos que todos tenemos claros en nuestra mente, será mucho más sencillo que establezcamos esa conexión mental.
Por ejemplo:

Con balones


 

Con frutas


 

Con animales de la granja


 

Con vehículos


 

Con bebidas


 

En EEUU, suelen utilizar campos de fútbol (americano) para representar la distancia entre sitios. No sé si todos tenemos la medida de un campo de fútbol en la cabeza, pero todos tenemos claro el tamaño de una manzana con respecto a una sandía, o de un conejo con respecto a una vaca. Busquemos analogías sencillas con objetos que conozcamos y simplifiquemos nuestras presentaciones. Recordad que lo importante es que nuestro mensaje llegue a nuestra audiencia de forma clara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *